Mi última cena del 2015

Si se trata de comida, en Francia importa la calidad, no la cantidad. Por eso siempre que comemos en un restaurante los platos no lo sirven llenos. Detrás de un plato viene otro con una cantidad moderada. A veces cuando llegamos al plato fuerte, me he sentido satisfecha, y los últimos platos solo los pellizco. Al final sí hay cantidad, pero distribuída en pequeñas porciones.

Les voy a poner mi última cena de fin del 2015. Para comenzar, un amuse-bouche o bocadillo como aperitivo. Eso era un vasito con una espuma de atún. Me lo comí de un bocado, ni foto le tomé. Lo acompañé con una copa de vino rosado.

Luego viene la entrada, muy tradicional de aquí, el famoso Higado de pato (Foie gras). Lo sirvieron con pan de especias, una cucharada de mermelada de pétalos de rosa y algunas gotas de vinagre balsámico. Acompañado de vino blanco dulce, un Coteaux du Layon.

P1090604

A continuación, una segunda entrada.  Una copa grande, tipo cóctel, con Vieiras en salsa (Coquille Saint Jacques). Acompañadas con una copa de vino blanco seco, la dejé intacta para mí ya era demasiado.

P1090609

Entre las dos entradas y el plato fuerte, sirvieron un cóctel de transición. En Francia le llaman trou normand, cóctel que facilita la digestión y abre el apetito. Tradicionalmente lo hacen de helado de manzana con licor Calvados. Ese que comí, era una pequeña copa de Helado de pomelos (grayfruit) con licor de pera. Da una acidez que neutraliza el sabor que se siente en el paladar. Muy rico y original.

P1090615

Viene el plato fuerte que era Lengua en salsa de crema y castañas con legumbres asadas al horno. Acompañado de una copa de vino tinto Burdeos 2012.

P1090618

El infaltable plato de quesos, lo dejé intacto, solo la ensalada me comí. Habían tres tipos de quesos: el redondo era de cabra y los otros dos de vaca, Camembert y Gruyère.

P1090624

Para terminar el infaltable postre. Un Helado de chocolate negro y mandarina con sirope de frutos rojos. Acompañado de una copa de champaña.

P1090642

La francesada más grande son las copas de vino que se van acumulando. En esta cena hubieron 6 vasos, incluyendo el vaso de agua. Hay lugares donde los quitan y en otros, como aquí, los dejan en la mesa. Siempre sirven pan a voluntad en una canasta. Fue un menu delicioso para terminar un buen año, se los recomiendo.

IMG_2694

 

Bon appétit et Bonne année 2016.

 

 

Ver también:

Navidad en Francia

Acerca de Mariangeles Estrada

Bloguera
Esta entrada fue publicada en Comida, comidas y vagancias, Francesadas, Gastronomía, Imagen. Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a Mi última cena del 2015

  1. ciudalatina dijo:

    Todo se ve divino. Una auténtica comida ceremoniosa. Sólo de leerte y ver las fotos, me quedé full. Muy interesante conocer la gastronomía francesa. Nunca he probado las vieiras…éste año tengo que probarlas!.
    Feliz año, Mariángeles.

    • ciudalatina dijo:

      Olvidé identificarme. Soy Mirna 🙂

    • Hola Ciudalatina, así son las comidas francesas cuando se pide un menu completo. / En todos los restaurantes hay menus completos como este o solo el plato fuerte más entrada o plato fuerte + postre. / Creo que en el norte de España hacen una gran variedad de recetas de vieiras, muy ricas. Las venden congeladas en el super para hacer en casa, te van a encantar. Un abrazo Mirna, y mis mejores deseos para Ciudalatina en este 2016. Abrazos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s